sábado, 1 de abril de 2017

FABADA ASTURIANA

No es la mejor foto para demostrar que éste es el plato que creo más representa a mi tierra gastronómicamente hablando. Justo hoy que acabo de ver una noticia en el telediario sobre si sigue siendo la fabada el plato que nos representa o le va alcanzando el cachopo, os enseño como hacemos en casa la fabada por petición de mi amiga Cristina.
Tenía pensado poneros la receta de las hamburguesas de quinoa que preparamos ésta semana y que compartí con vosotros en instagram, pero ante una petición especial.... cambio de receta!!
Así que tirando de ipad tenía ésta foto, el ipad que tenemos en casa no hace buenas fotos, así que la próxima vez que haga fabada, cambio la foto!!

¿Fabada o Cachopo? ¿Fabada y Cachopo? y que tal arroz con leche de postre? Aquí somos capaces!! Eso sí pa beber lo tenemos claro... vosotros no?

La fabada asturiana solo tiene un secreto, buenas Fabes de Granja, buen compango, y buen reposo....

INGREDIENTES (4 PERSONAS)
  • 1/2 kilo de Fabes de Granja (tienen que ser éstas, sino... no es fabada)
  • 2 chorizos asturianos
  • 2 morcillas asturianas
  • 1 trozo de lacón
  • 1 trozo de  panceta
  • Agua
  • sal
  • unas hebras de azafrán (opcional)

PREPARACIÓN
  1. Lavamos bien las fabes y las ponemos a remojo mínimo 12 horas antes en agua fría. A parte, también ponemos en remojo el lacón y la panceta.
  2. Una vez pasadas las 12 horas, en una cacerola amplia colocamos en el fondo los chorizos, las morcillas, el lacón y la panceta. Encima echamos las fabes y las cubrimos con el mismo agua de remojo hasta que las sobrepase dedo y medio aproximadamente.
  3. Las ponemos al fuego fuerte, quitamos la espuma, bajamos el fuego y las tendremos muy muy suave (yo de 9 puntos que tiene la vitro las pongo al 2) mas o menos durante 3 horas. Las vais probando, si necesitan mas tiempo las dejáis.
  4. A la hora de tenerlas cociendo, les echamos un poco de agua fría, como 1/4 de vaso aproximadamente. Repetimos éste proceso a las dos horas de cocción.
  5. Tostáis las hebras de azafrán, y a media cocción (tras una hora y media) echáis el azafrán y rectificáis de sal.
Notas:  - Yo siempre las hago el día anterior para que estén reposadas.
            - Si os quedan muy líquidas, podéis triturar un puñado de fabes para dar consistencia al caldo.
            - Una gran amiga me dio el secreto de añadirle una pastilla de caldo de carne al guiso, no  es                 muy asturiano, pero realmente quedan muy ricas.
            - Yo no siempre echo azafrán, a veces se me olvida, no es indispensable.
            - Si no tenéis agua de calidad en vuestros grifos, usad agua embotellada.
            - Hay quien añade media cebolla cortada y la retira al final, es una opción, yo no lo hago.